Blog

Diferencias entre una piscina de poliéster y una piscina de acero

Las diferencias entre una piscina de poliéster y una piscina de acero pueden ser más o menos notables dependiendo si tienes o no tienes claro cuál es la mejor piscina para ti.

Con este artículo pretendemos clarificar y poner en orden las principales características y diferencias entre las piscinas de poliéster y las piscinas de acero. Esperamos que después de leerlo tengas más claro cuál es la mejor opción en tu caso.

Diferencias entre una piscina de poliéster y una piscina de acero. Espai Piscines Graf

Características principales de una piscina de poliéster

Cuando no tienes claro qué piscina escoger, una piscina de poliéster, o también llamada piscina prefabricada, puede ser una buena opción si lo que buscas es algo práctico. Una piscina prefabricada parte de unos diseños hechos por lo que sólo tienes que elegir cuál es el más idóneo en cuanto a la estética que buscas y las medidas del terreno donde quieres colocar la piscina. En cuanto a los acabados finales hay múltiples opciones: piedras de coronación, chorros de agua, vallas, etc.

Por otra parte, otra particularidad de las piscinas prefabricadas de poliéster es que su estructura garantiza una alta resistencia. Una forma de verlo es centrando la atención en el espesor de las paredes de la piscina. Si esta espesor es uniforme significa que es una piscina de poliéster de calidad.

Para garantizar una buena piscina de poliéster, recomendamos utilizar materiales como el gel-coat, resinas de viniléster, entre otros. Materiales que tienen una alta resistencia a la hidrólisis y que permiten conseguir la piscina de poliéster de mayor calidad del mercado. Además, hay varios colores que se pueden adaptar perfectamente a tus necesidades: azul, azul blanco, beige, blanco y gris.

Características principales de una piscina de acero

Si por el contrario lo que buscas es un diseño libre planteado a tu gusto, la piscina de acero es tu opción. Libera tu creatividad y crea el diseño que siempre habías soñado. Con una piscina de acero pasarás del lápiz a la realidad en un santiamén.

Una de las otras diferencias entre una piscina de poliéster y una piscina de acero es que la piscina de acero es una muy buena opción cuando se trata de terrenos complicados. Es una piscina versátil y que permite colocarse y instalarse en terrenos sinuosos con facilidad y sin complicaciones. En este caso dispones de láminas armadas de infinitos acabados cerámicos, naturales, de varios colores, etc.

Si tienes un terreno difícil y piensas que es un motivo para no hacerte la piscina que deseas no tienes que sufrir por nada. También es un material muy ligero, por lo tanto es de los pocos que puedes poner en una azotea, ya que de obra, el material solo carga excesivamente el edificio. Una piscina de acero es la solución.

Equipo técnico de Espai Piscines Graf.